domingo, noviembre 05, 2006

Emotions

Melodías envenenadas de sensualidad y fe penetran en la profundidad de mi mente y de mi alma. Viajo en un tren con destino físico definido, mientras me encuentro acostado, casi levitando, en el vagón de otro tren cuyo destino desconozco. No. Esta vez no es desdoblamiento. Ni siquiera juego a adivinar la siguiente parada. Millones de neuronas están trabajando en mi sistema nervioso, incontables sinapsis cargadas de electricidad me transportan a una plenitud efímera y casi al éxtasis. Un éxtasis cuyo principal ingrediente es la incertidumbre.

Minimalismo emocional unas veces. Otras, sobresaturado arte pop, hipervitaminado y vitalista. Ritmos mundanos y guitarras siderales. Los rostros de Orwell y Huxley frente a mí. Dios, peligro, mujer, libertad, conceptos que se hacen presentes e inundan cada resquicio de mi ser. Visiones abstractas y pensamientos abstraídos, frenéticos y repetitivos ritmos electrónicos salpicados por intermitentes luces de neón. Estoy experimentando y también están experimentando conmigo. Llueve. Alguien me ofrece un caramelo. Yo tomo seis.

Piso el andén y regresa la calma, vuelven a dormir las emociones. Ahora la luz verde de algún taxi debe acompañar mi mirada. La tormenta de placer ha pasado, y la lluvia cada vez es más leve, pero el recuerdo de esas sensaciones perdurará en el tiempo.





*Fotografía cortesía de *CA*

42 comentarios:

Paula dijo...

Siempre me he preguntado por qué nos subimos a trenes cuyo destino desconocemos. ¿Huida? ¿Espíritu de aventura? ¿Irremediable necesidad de saber que hay algo más que lo que conocemos hasta ahora? Supongo que cada tren de destino desconocido tiene su propia historia

¿Lo mejor de esos viajes sin rumbo? Uno no sabe si ya ha llegado, ni si debería bajar, ni cuando es el momento oportuno de tomar un tren de vuelta... ¿Lo peor?
Eso mismo

Tremendo cambio de rumbo en el blog, Hugo. Y este post rezuma dudas a borbotones.

Te deseo toda la suerte del mundo en este viaje que has emprendido. Y que te lleve a aquel rincón de ti mismo que más posibilidades de crecer pueda ofrecerte.

Un abrazo

Silencio dijo...

Me cautivaron tus letras , de principio a fin y la imagen es preciosa,besitos

Hugo Denis dijo...

Gracias Paula y Silencio por vuestros comentarios.

Paula, siempre viajamos. Y nunca sabemos a ciencia cierta donde vamos, aunque creamos saberlo. Ahí radica la gracia del asunto.

No me asusta la incertidumbre. Me encanta.

Abrazos.

Lunaria dijo...

No sé por qué pero tus palabras me recordaron una escena de la película "2046".

maite dijo...

cierto hugo, creemos que sabemos hacia donde nos dirigimos pero aunque no sea así, lo vital es no parar...
un beso

Oren dijo...

Impresionante el post que has escrito.

Volveré a leer detenidamente tu blog.

Saludos desde la Fortaleza

Kandy dijo...

Excelente prosa...

bajamar dijo...

Me atrapó tu relato...y mira que soy dificil de atrapar (si ya se que todas dicen lo mismo :- pero en este caso es verdad) :)...es palpable, se pueden sentir las sensaciones de las que hablas, el ritmo es exquisito, fue como ir en ese tren, acelerando el ritmo y plaf...de pronto de nuevo el anden y la realidad...tiene ritmo de tren...es genial...me encantó

saludos

Cromatica dijo...

EXCELENTE HUGO! me transportaste con tu post, cuantas veces tenemos ese viaje ensimismado, sin saber hacia donde pero en el que nos da mas respuestas que las preguntas mismas.

Abrazos compartidos Hugo...

almena dijo...

mmm delicioso. La sensación de un doble viaje a lo cierto y a lo indefinible, hasta que "los pies en el suelo" nos devuelven a la realidad.
Me ha gustado muchísimo, Hugo.

Un abrazo!

pauly dijo...

...me creeras que nunca he subido a un tren?
pd: linda foto

susana dijo...

No se como lo haces, pero tienes una capacidad de ponerme el vello de punta, con muchas palabras o con silencios llenos de imágenes...besos y gracias, su

el mono azul dijo...

Al leerte yo también vi a Orwell y Huxley.
Me ha gustado mucho Hugo.

Mar dijo...

Linda foto, lindo relato,
muchos cariños,
mar

Hugo Denis dijo...

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios, se agradecen.

Un abrazo.

Hugo Denis dijo...

Por cierto, tan sólo un hombre comentando... ¿a qué se debe esto?

aquasol2 dijo...

Estos viajes son un placer cuando se logran...la mente la imaginacion viajan todo el tiempo...en cualquier momento y a cualquier parte...me encanta!!!
Inclusive cuando estoy en plena caravana ( ocola) en la ciudad...dentro de mi coche...me pongo a viajar...con diferentes personalidades y en todo tipo de situacion...por que no? la mente no tiene limites...la imaginacion no tiene fronteras........
Un abrazo..!!!!
(lastima que no soy un hombre para romper con la estadistica....ajajajjaja

foton dijo...

Linda forma de decribir las emociones.
Sin la persepcion de las cuales seriamos animales salvajes.

No cabe duda de que son ellas las que nos llevan a veces a desdcubrir `cosas interesantes para nuestras vidas.

Y muchas de ellas, tal como tu dices, dejan un agradable sabor de boca, del cual te regodeas por mucho tiempo.

Un abrazo.

Blanca dijo...

Ayer estuve como media hora intentando dejarte un comentario, y no había forma... Me encanta la incertudumbre, hasta ahora todo en mi vida era previsible, y me encanta el sentir que ahora no sé qué puede ocurrir si cojo un tren, pero me encanta esa sensación de un viaje hacia lo desconocido...
Por cierto, te he nominado para continuar el Meme Musical, pásate por mi blog cuando puedas...
Un abrazo.

Tanino dijo...

gran fotografía. Las estaciones son especialmente secretas cuando hay poca gente... el pensamiento se activa.
Saludos, tus fotos están cada vez mejores. Voy a dejarte en mis links para que mis amigos conozcan tu prisma minimal.
Giuseppe Tanino

aPerfectCircle dijo...

Muy bueno el relato...
Magnifica la imagen relacionada...

Voy caminando sin pisar
Flotar...

Este viaje lo emprendo sin brújula...

Te dejo saludos.

Tzitos dijo...

y haciendo ese viaje...en ese vagón no te sentías relamente bien q pesar de todo?

:)

es genial

TERESA dijo...

Un tren..el tren de la vida, siempre estamos viajando, hay paradas que nos gustan otras no...
Pero nuestro tren no se detiene,siempre funciona ,siempre esta en marcha...

La hormiguita dijo...

Excelente. Hace viajar.
Saludos

Hugo Denis dijo...

Un abrazo a todos y gracias por vuestros comentarios. Nos seguimos observando y leyendo.

conciencia personal dijo...

La imagen me arrastra a la película: El hombre del tren. Una ciudad ni grande ni pequeña. Una estación. El final de un día un tren se para: baja un hombre. Un tipo solo que llega a la ciudad por primera vez.

Por coincidencia acabo de terminar la novela "El tren pasa primero" de Elena Poniatowska. Da vida a todo lo que se maneja detrás del movimiento ferrocarrilero en México.

...Y la novela de Alessandro Baricco: Tierra de cristales, me sometió a una reflexión de lo que significó en mi niñez abordar un tren. Era un mundo fascinante. El aire acariciaba el pelo, el rostro: todo. Imágenes jamás olvidadas...

Saludos Monique.

conciencia personal dijo...

Hugo:

No sé que hice que el comentario que iba a dejarte se fue a mi blog.

Saludos Monique.

Andrea Podesta dijo...

Que buenas pàlabras, te envuelven, te dejan en pausa...preciosa la imagen que adjuntaste!!!
Bueno, pasaba a descubrirte y me encanta lo que me llevo de aquí!!
besotes y hasta la proxima!!!

Ligeia dijo...

Siempre nos subimos al tren de la victoria, pero los vagones son extensos... Hay quienes desconocen el destino de muchos y otros que con un simple truco adivinan tu parada de expansión, ciertamente es incierto el ferrocarril de la vida es como un viaje cuyo pasaje no tiene fecha de caducidad...

Anónimo dijo...

Excelente post. Bien manejado y lleno de imaginación. Me gustó mucho. Digno de un buen escritor. Te luciste, te felicito.
Una preguntica: Porque moderas los comentarios? no me parece, pero es tu blog y puedes hacer lo que quieras. Además solo veo excelentes comentarios. Simple curiosidad. No me contestes si no quieres.

Hugo Denis dijo...

Gracias a todos por vuestros comentarios y aportes.

Gracias a ti también stella, muy amable.

Los comentarios los modero exactamente por eso, porque es mi blog. Si fuera el blog de otro no los moderaría. Afortunadamente en los 4 meses y medio que llevo con esto sólo he tenido que denegar 2 o 3 mensajes. Por cuestiones de mantener un mínimo de higiene.

Un saludo ;)

Norberto dijo...

Mágica descripción. Así es la vida. Por suerte cada vez que llegamos a una estación desconocida, subimos casi sin saber a un nuevo tren con destino incierto.
Muy bueno tu blog.

Saludos.

Mirtho Nectar dijo...

A mi la descripción y la imagen me ha recordado muchisimo a Blade Runnner. Esa película me gusta mucho, así que no hace falta que diga lo que me pareció tu texto...

Saludos replicantes!

Seoman dijo...

Una imagen impactante propia de estos dias de lluvia. Entrar en un tren sin saber el destino. Una aventura,
Un saludo, una maravilla la visita por tu blog

sueñosletrasyunbandoneon dijo...

Saludos, te espero por casa.

bitdrain dijo...

Bonitas palabras para un suceso tan triste :(

Hugo Denis dijo...

Varias referencias a películas: "2046", "El hombre del tren", "Blade Runner"...

Bitdrain, ¿por qué haces una interpretación triste?A mí me encantaron las sensaciones. Y además no se murió nadie. ;)

Gracias por vuestra visita.

sonia dijo...

... solucionado! en realidad quería crear vínculo con un post concreto, pero me he hecho un lío que no te puedes imaginar... me dió error tantas veces! tuve que reescribir de nuevo y olvidaba cosas... en fin! solucionado, gracias por el apunte...

Los trenes tienen algo especial, sin duda... a mi me gusta sentarme de espaldas, y ver el paisaje que se va.... otros días me siento de frente, y lo veo venir... alucinante viaje en tren este que compartes...

Un abrazote!

MeyLy© dijo...

¿Sin emociones seríamos rocas?... jeje no lo sé, pero me gusto mucho poder leer este escrito Hugo.
:).
Un beso de brisa.

Hugo Denis dijo...

Gracias sonia y mEy, un beso y un abrazo.

Anónimo dijo...

aceptar mis diferentes expresiones como ser humano es parte de conocerme mejor y ayudarme a crecer.

el "minimalismo emocional", aunque se me haga facil, no me conviene.

gracias.

septimovicio dijo...

Necesito ayuda!!!